Lo sabemos: llevamos un tiempo que estamos casi desaparecidas. Pero es que la primavera es lo que tiene: buen tiempo, mucha luz, días muy largos, ganas de salir a la calle y… ¡de hacerse fotos! Así que estamos sin parar de hacer sesiones, ojo y tan contentas :)

Además coincide con una época especial del año: todas las celebraciones de la primera Comunión de los pequeños de la casa. Así que como estamos inmersas en pleno proceso de comuniones, hemos pensado que podíamos escribir un poco cómo se puede tener una comunión Click&Boo, y así contestar a un montón de dudas que nos planteáis muchas veces.

Sesión pre-Comunión

Con un mes de antelación al día de la comunión, quedamos para hacer la sesión de pre-comunión. En esta sesión haremos un montón de fotos bonitas de las que luego elegiréis vuestras favoritas para el diseño de los recordatorios. Pero además podemos aprovechar esta sesión para hacer muchas otras fotos para el recuerdo: con papá y mamá, hermanos, algún abuelo que se anime… y hasta el perro si es parte importante de la familia. Al fin y al cabo este día es un día relajado, al contrario de lo que será el día de la celebración, que habrá muchos más nervios y estrés.

Lo importante de esas fotos es que los niños aparezcan vestidos como el mismo día que tomarán su primera Comunión. Y aquí viene el terror de muchas mamás: ¿se ensuciará el vestido? Bueno, los accidentes pueden ocurrir, pero nosotras vamos equipadas con mantitas y plásticos transparentes que luego no se ven en la foto si es necesario sentar a los niños en algún momento en el suelo.

¿Y dónde hacemos la sesión? Pues lo ideal es hacerla en un parque (nuestro favorito y en el que hacemos muchas sesiones, es el parque de El Capricho, en Madrid). Pero si no fuera posible por la meteorología o algún papá prefiere no arriesgar el atuendo, que no cunda el pánico: también se puede hacer dentro de vuestra casa en algún rincón con luz natural.

A veces tenéis ideas claras de alguna foto concreta que os gustaría hacer o al revés, queréis ver fotos para haceros mejor a la idea o como inspiración. En ese caso, hacemos un pequeño brainstorming creando un tablero especialmente para vosotros en Pinterest, donde podremos compartir fotos e ideas y llegar a la sesión completamente en sintonía.

Pero hay algo que para nosotras es FUNDAMENTAL. Nuestra filosofía y nuestra experiencia nos dice, que el ingrediente secreto de unas fotos realmente bonitas y sinceras, es que la sesión sea un rato de verdadero disfrute, de diversión. Ese ambiente es el que creamos en Click&Boo consiguiendo captar esos momentos que llegan al corazoncito de verdad y que se convierten en recuerdos importantes para el día de mañana.

Recordatorios

Uno de los servicios que ofrecemos en Click&Boo es el diseño e impresión de los recordatorios para repartir a los familiares y amigos en ese día tan especial. El diseño del recordatorio es totalmente a medida, y tenemos siempre en cuenta el estilo y gustos del protagonista: sus mascotas, hobbies y colores favoritos tienen siempre cabida en ese diseño. Un precioso díptico cuadrado con una foto en cada cara, que harán la delicia de los abuelos y familia.

Sesión de Comunión

Por supuesto, el servicio estrella de todos estos es la sesión de fotos del propio día de Comunión. Pueden ser fotos sólo en la iglesia (y posteriormente fuera con toda la familia incluyendo abuelos orgullosos) o también después, durante la celebración.

Es un día importante para los niños y es importante que tengáis fotos bonitas para el recuerdo, pero que sean espontáneas, naturales, y que los pequeños no se sientan agobiados en ningún momento. ¡Para eso es su día y esto hay que cuidarlo!

Libro de fotos

Otra idea genial para tener un recuerdo estupendo para toda la vida: un libro de fotos que inmortalicen ese día. Los libros también los diseñamos específicamente para cada cliente, siguiendo fielmente sus gustos e indicaciones. Somos diseñadoras gráficas además, por lo que fotografía y diseño van de la mano juntitos y muy contentos en todos nuestros proyectos.

¿Y qué fotos pueden aparecer en el libro? Pueden ser fotos de la sesión previa para los recordatorios (si se hizo), o las fotos del mismo día o incluso fotos vuestras propias que queráis incluir en el libro (siempre y cuando tengan la calidad suficiente para poder ser incluidas).

Los libros tienen una calidad excepcional de impresión y un tamaño de 28×28 centímetros (pero siempre podemos diseñar otros tamaños, sólo tenéis que pedir por esa boquita).

Sesión post-Comunión

Ésta es una opción genial para los rezagados que no han llegado a tiempo de contratar nuestros servicios para el día concreto o los temerosos de que la ropa del día clave no llegue en buenas condiciones si se hace una sesión previa. Se hace una sesión cualquier otro día después del evento, sin prisas y con la relajación de que todo ya ha pasado y además el vestido puede ser arrastrado por el suelo sin problema :-P

¿Os preocupa que el vestido haya quedado lleno de manchas después del día tan intenso que pasaron en la celebración y eso se pueda ver en las fotos de la sesión post-Comunión? Bueno, salvo casos graves no hay trabajo difícil para San Photoshop, así que seguro que se puede arreglar todo.

Y por supuesto estas fotos también se pueden incluir en un libro fotográfico o diseñar recordatorios con ellas, porque ¿quién ha dicho que los recordatorios sólo se pueden dar el día de la Comunión?

¿Qué os parece? ¿Os queda alguna duda? ¿Alguna cosa que queráis comentarnos? Pues escribirnos al correo de Click&Boo (hola@clickandboo.com) y esteremos encantadas de poder atender a vuestras preguntas.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *